Su hija no usa pañales. Tiene 2 semanas de vida y ella dice que le “comunica” cuando quiere hacer.

Hace poco, en el portal electrónico Baúl de Ideas, se dio a conocer la historia de Cindy Lever, una joven madre que asegura haber enseñado a su hija recién nacida como comunicarle su necesidad de ir al baño. Aunque, hasta cierto punto, muchos de los lectores de esta nota se han mostrado escépticos ante la teoría de esta madre de origen australiano, lo cierto es que ella asevera que esto es absolutamente posible.

Asimismo, Cindy comenta que para llegar a la comprobación de su teoría primero tuvo que hablar con su esposo respecto al método que pretendía aplicar en su hija Chloe -de tan sólo dos semanas de nacida- y al que llamó “comunicación de eliminación”. Que no fue otra cosa más que retirar el uso del pañal a su bebé y emplear una estrategia de comunicación con ella.

Como la mayoría de las personas, en un principio el padre de Chloe se mostró poco convencido en cuanto a esto. Sin embargo, al mirar el exitoso resultado que obtuvo Cindy al sostener a su bebé sobre el lavadero e indicarle que hiciera pipi, aquel hombre decidió unirse a este desafío familiar de una manera insistente, por no decir que obsesiva.

Todo se basa en la comunicación y en los hábitos

Por increíble que resulte, Cindy afirma que su hija aprendió a vocalizar su necesidad de ir al baño en tan sólo dos semanas. La combinación entre sentido común, instinto, tiempo y prestar atención a las expresiones de su bebé es lo que asegura le ha funcionado para alcanzar su objetivo.

Y aunque, en efecto, Cindy confiesa que en más de una ocasión ha malinterpretado las expresiones de su hija y esto ha producido accidentes, lo cierto es que todo este proceso se debe basar en una correcta comunicación -madre e hija- y buenos hábitos.

La mayoría de los bebés pueden verbalizar sus necesidades

Si bien es cierto que, el método presentado por esta madre ha sido cuestionado por asemejar la enseñanza que debe recibir un bebé y un cachorro para hacer sus necesidades, también lo es que dicha propuesta tiene cierta lógica. Ya que -asevera Cindy- si una madre es capaz de detectar cuando su bebé tiene hambre o sueño, también lo puede hacer cuando éste necesita ir al baño.

Sin duda, para esta chica, el hecho de que la mayoría de los bebés pueden verbalizar sus necesidades, es absolutamente cierto e importante para el conocimiento de toda mamá.

5 razones importantes por las que tus hijos deben aprender ir al baño a temprana edad

Ahora bien, mi estimada lectora, más allá de que consideres acertada la teoría de Cindy, es fundamental que consideres la importancia de enseñar a tus hijos a ir al baño desde pequeños. Esto, con el fin de que ayudes a incrementar su seguridad y sana interacción con los que los rodean.

Aunque, es del todo cierto que cada niño tiene diferentes tiempos de aprendizaje, con algo de paciencia, atención y una adecuada técnica de enseñanza, puedes lograr que se disminuyan dichos tiempos. Así es que, a continuación te comparto 5 razones por las que tus hijos deben aprender ir al baño a temprana edad.

Favorece su seguridad

Se ha comprobado que los niños que aprenden a ir al baño más pronto, tienen un grado de seguridad superior al de aquellos que retrasan este proceso.

Ayuda a su autoestima

Por curioso que parezca, la autoestima de tu bebé se puede ver favorecida a partir de alcanzar este pequeño, pero significativo logro.

Ayuda a prevenir infecciones urinarias

De la misma manera, es importante que sepas que, cuanto más pronto abandone el pañal tu bebé, será menos propenso a contraer infecciones urinarias.

Beneficia su nivel de socialización

Al ser un niño seguro de sí mismo y con una autoestima elevada, tu hijo podrá interactuar sana y fácilmente con otros niños.

Evita que padezca de incontinencia al crecer

Finalmente, debes saber que trabajar arduamente en el control de esfínteres de tu bebé, evitará que al crecer padezca de incontinencia y, por la tanto, de rechazo social o inseguridad personal.

Compartir